Collage basado en el cuento 'La luz es como el agua', resultado de una de las actividades propuestas en la Institución Educativa Sigmund Freud, de Cartagena.

De Cartagena a Copacabana: el recorrido de ‘El legado de Gabo’ en los colegios colombianos

Docentes que se han apropiado de los contenidos del especial multimedia para incluirlo en sus proyectos educativos nos cuentan cómo ha sido su experiencia.

Andrea Jiménez Jiménez
16 de Abril de 2021

Al otro lado de la pantalla está el profe Gabo, sentado frente a su máquina de escribir. Junto a él, sus consejos, anécdotas y métodos de enseñanza -a estos se llega haciendo clic aquí y allá-. Y frente a todo esto, cientos de chicos descubriendo ese universo, desde Antioquia y Bolívar, desde Copacabana y Cartagena, frente al río o al mar.

Esta es la imagen, más o menos, que se repite cada vez que los alumnos del Instituto Sigmund Freud, en Cartagena, o de la Institución Educativa José Miguel de Restrepo y Puerta, en el municipio antioqueño de Copabacana, navegan por ‘El legado de Gabo’, el especial multimedia que cuenta la vida y obra de Gabriel García Márquez en un lenguaje pensado y diseñado para niños, jóvenes y adolescentes.

Llegaron a este rincón digital gracias a sus profesores, que convirtieron esta herramienta, o se apoyaron en ella, para construir toda una metodología en torno a la lectura, con especial acento en la obra de Gabriel García Márquez.

Las redes sociales de Centro Gabo fueron el medio por el cual los docentes Lina María Álvarez y Víctor Elguedo conocieron el especial multimedia y decidieron apropiarlo y adaptarlo a su programa de enseñanza para llevarlo a las aulas.

El año pasado, en enero, los alumnos de la profe Lina comenzaron a leer varios textos del nobel: La soledad de América Latina, El coronel no tiene quien le escriba y El rastro de tu sangre en la nieve. “Después de leer las obras hacemos conversatorios, evaluamos su comprensión con evaluaciones tipo ICFES, hacemos filminutos, etc. Cuando vi la publicidad del Centro Gabo me maravillé, porque acercar a los estudiantes a las obras de Gabo para mí es algo imprescindible. Inmediatamente diseñé una guía para que realizaran todas las actividades propuestas así nos hubiéramos perdido la primera”, recuerda.

En el Sigmund Freud no se quedaron atrás. Cuenta el profe Víctor que en el proyecto de lectura institucional comenzaron a incluir las actividades propuestas por Centro Gabo dentro de las actividades propias del proyecto. “El año pasado trabajamos con niños y jóvenes a partir de un concurso de una actividad mensual, y con los docentes de Lectura Crítica organizamos desde 5º a 11º una actividad lúdica donde ingresamos al especial web e hicimos un recorrido a partir de la obra de García Márquez, en el marco de la Semana Cultural”.

Álvarez, quien ha liderado este proceso en Copacabana, explica que la noción de enseñanza no cambió, pero sí se modificó la forma de llegar a los estudiantes, “pues se hace más dinámico y divertido el trabajo con los juegos y las actividades diseñadas por el Centro Gabo”. Desde Cartagena, Elguedo destaca que las herramientas ofrecidas en el especial multimedia “han permitido desarrollar competencias cognitivas, pero de tipo afectivo, creativas, y eso apunta un poco más a la formación integral”. En otras palabras, más que lograr que los estudiantes memoricen el discurso de quién es Gabo y puedan mencionar sus obras y datos relevantes sobre su vida, se trata de que “a partir del acercamiento a su obra, plasmarla, resignificarla. Como docente, me permite hacer un trabajo que pase más allá de un pensum o de una competencia que haya que transmitir. Pasamos de ejercicios de formación o acciones expositivas a acciones de cocreación, reencuentro y significación para, a partir de la literatura, darle sentido a lo que nos rodea”.

 

Las actividades, puro realismo mágico

En la Institución Educativa José Miguel de Restrepo y Puerta, en Copacabana, tienen todo un listado de obras que han producido sus alumnos inspirados por las enseñanzas y metodologías de Gabo. Ellos sí que pueden decir que, como lo decía el gran escritor colombiano, se aprende haciendo. Libros de poesías dedicadas a las obras de Gabo, libros con escritos argumentativos sobre las obras de Gabo escrito por los niños, filminutos con las obras de Gabo, y otros considerables ejercicios alojados en el universo virtual engrosan el trabajo hecho por los estudiantes antioqueños. ¿Cómo ha sido llegar a estos resultados? “¡Maravilloso!”, afirma la profe, quien muestra con orgullo el gran repositorio macro de gran parte de este proceso: el canal de Youtube que crearon.

“Ha sido la virtualidad una oportunidad maravillosa de encontrar al Centro Gabo, con todo el material didáctico que tienen para conocer a Gabo y para acercar a los niños a sus grandes obras, tumbando de esta manera el mito de que las obras de Gabo son difíciles de leer. Los niños logran penetrar el mundo descrito por Gabo y se divierten con sus ocurrencias y lenguaje, también se entristecen y hacen críticas a las historias que les tocan el alma”, subraya la profe Lina.

A varios cientos de kilómetros al norte de la IE José Miguel de Restrepo y Puerta, frente al Mar Caribe que tanto amó García Márquez, es el profe Víctor quien busca nuevas formas para poner la obra del escritor colombiano al alcance de sus alumnos. “Con los estudiantes hicimos el concurso ‘Gabo en familia’, en el que los estudiantes, por conjuntos de grado -de 5º a 7º, de 8º a 9º y de 10º a 11º- leyeron un cuento de Gabo. Entre los cuentos que escogimos están El ahogado más hermoso del mundo, La luz es como el agua y Un día de estos”. A partir de la lectura, los estudiantes recrearon la historia en una fotografía familiar, en donde, participaran o no las familias, era esencial que apareciera, en el entorno de la casa, una recreación del cuento.  “Este concurso nos llevó a un repaso por los textos de Gabriel García Márquez, y lo acompañamos con la proyección de tres piezas audiovisuales relacionadas con cada uno de los cuentos”. La cereza del pastel: organizaron, con la presencia de los padres de familia, una actividad en línea donde se hizo, nuevamente, un recorrido por ‘El legado de Gabo’.

 


La gran enseñanza

Todo este trabajo ha permitido, de acuerdo al docente Elguedo, “que los estudiantes no vean a García Márquez como el ícono de letras colombianas, sino como alguien cercano no porque sea el escritor más importante de la historia del país, sino que es grande porque supo redescubrir, reinterpretar y plasmar nuestras realidades, nuestras soledades, nuestros sueños, nuestras oportunidades, nuestras búsquedas como latinoamericanos, colombianos y como caribes, y que sepan hallar en Gabriel García Márquez una historia que sigue siendo presente, relevante para la sociedad y significativa para sus vidas”.

Para Álvarez, el gran especial multimedia de Centro Gabo es “la herramienta que les permitirá a los maestros fortalecer el sentido de identidad, de pertenencia. De darle valor a lo nuestro así no sea de la región en la que vivimos. Es por medio del acercamiento a Gabo que nuestros niños podrán reconocer también el talento de otros escritores y acabar por fin con ese dicho de ‘nadie es profeta en su tierra’: Gabo es nuestro profeta literario, Gabo somos todos”.

©Fundación Gabo 2021 - Todos los derechos reservados.